Yo también siento que nací en el Continente equivocado…